ENVÍOS GRATIS A partir de 20€ (Península)

Alopecia Androgénica y otras causas de la caída del cabello

Caída del cabello

La caída del cabello es una de las afecciones que más suele preocupar a las personas, especialmente, a las del sexo masculino, causando preocupación por el temor de que la aparición de la alopecia o calvicie aparezca. Las causas de este problema pueden ser variadas siendo la más frecuente, la producción elevada de la hormona dihidrotestosterona (DHT) en el cuero cabelludo, generando una serie de afecciones que dan lugar a la aparición de la alopecia androgénica.

A continuación, explicaremos cómo influyen los niveles elevados de esta hormona en la caída del cabello y que medidas antienvejecimiento se recomienda tomar para frenar su avance.

Alopecia androgénica

Hasta hace poco se consideraba que la calvicie o alopecia era causada por los niveles elevados de la hormona testosterona (TST) en el cuero cabelludo. Sin embargo, posteriores investigaciones han demostrado que en realidad esta caída del cabello es causada por un incremento de la dihidrotestosterona (DHT), que es producida a partir de la anterior (TST).

Pero, como ocurre en la mayoría de las reacciones químicas que se dan en nuestro organismo, para que la producción de la DHT pueda llevarse a cabo, es necesaria la participación de una enzima, tratándose en este caso de la 5-alfa-reductasa.

Esta enzima es la responsable de que la testosterona se convierta en dihidrotestosterona y, de que su exceso, ocasione los siguientes problemas en el cuero cabelludo:

  • Endurecimiento de las membranas del cuero cabelludo.
  • Microcirculación deficiente y falta de oxígeno en los folículos capilares.
  • Inflamación y acumulo excesivo de grasa en el cuero cabelludo.
  • Crecimiento del cabello debilitado y quebradizo.
  • Pérdida de cabello irreversible por atrofia de los folículos pilosos.

Por lo general, este tipo de alopecia es la causa más común de calvicie en los hombres, que puede iniciarse a temprana edad y, que muchas veces, tiene un componente hereditario. A pesar de esto, también puede afectar a las mujeres y, por ello, éstas también deberían tener en cuenta los cuidados antienvejecimiento.

 

Prevenir o frenar la caída del cabello

Teniendo en cuenta de que la hormona DHT es una de las causas de la caída del cabello y, sobretodo, de la alopecia androgénica, existen en el mercado tratamientos farmacológicos enfocados a frenar la actividad de la enzima 5-alfa-reductasa.

Pero también existen complementos dietéticos a base de extractos vegetales que han demostrado ser eficaces para frenar la acción de esta enzima, con la ventaja de que no se manifiestan efectos secundarios, lo que sí puede ocurrir con los tratamientos farmacológicos.

La planta más estudiada es la Serenoa repens, también conocida como Sabal serrulata o Saw Palmetto (Palma enana americana) que ha demostrado tener capacidad para inhibir a la enzima 5-alfa-reductasa y así evitar la producción de DHT.

Estos complementos también pueden incluir en su composición aceites vegetales ricos en ácidos grasos insaturados que tienen propiedad antiinflamatoria y ayudan a mejorar  la circulación.

Así como biotina, y algunos minerales con función antioxidante, como ya sabemos, bien empleados son una buena opción antienvejecimiento.

¿Qué hacer ante una caída de cabello constante?

Además de lo mencionado anteriormente, existen otros factores que pueden ser responsables de la caída del cabello, por lo que es conveniente tenerlos en cuenta. Como ejemplos, tenemos:

  • La existencia de problemas de salud como, los que afectan a la glándula tiroides (hipotiroidismo o hipertiroidismo) que pueden causar caída del cabello. Otros desequilibrios hormonales (andrógenos y estrógenos) también pueden ser responsables de este problema.
  • El embarazo, postparto y menopausia son etapas en las que el cabello puede tornarse frágil y caerse con facilidad.
  • Existen tratamientos farmacológicos que pueden afectar al cuero cabelludo y provocar la caída del cabello. Es conveniente consultar con el médico la existencia de esta posibilidad.
  • Consultar con el médico para descartar que la caída del cabello se deba a una infección del cuero cabelludo e iniciar el tratamiento conveniente rápidamente.

Por otro lado, también existen hábitos saludables que deben fomentarse como medidas preventivas de la caída del cabello, como:

  • Mantener una alimentación variada que permita obtener una buena fuente de vitaminas y minerales, indispensables para el buen funcionamiento del organismo. El aporte de frutas y verduras debe ser diario o, en tal caso, la toma de un complemento vitamínico-mineral.
  • Tomar medidas para reducir el estrés y otros problemas emocionales, ya que estos pueden influir en la pérdida de cabello. Se ha observado que estos problemas pueden causar una caída del cabello brusca y repentina.
  • Terapias como el yoga, mindfulness o la meditación son favorables para afrontar los problemas cotidianos y evitar la sobrecarga mental. En este caso, los complementos dietéticos a base de plantas relajantes (pasiflora, melisa, valeriana…) pueden ser de ayuda.
  • Por último, no olvidar que los tratamientos capilares agresivos pueden debilitar el cuero cabelludo, así como los peinados demasiado apretados que generan tensión, pueden favorecer la pérdida o rotura del cabello.

Como podemos ver, no solo la alopecia androgénica puede ser responsable de la caída del cabello (aunque en los hombres es la causa más común), sino que existen otros factores que pueden dañar el cuero cabelludo y favorecer su caída.

Conocer todas las causas posibles de este problema es importante para tomar medidas antienvejecimiento a tiempo.

 

Related products

  • Active Capilar

    ACTIVE CAPILAR 30 cápsulas

    39,75